11 de marzo de 2019

Pruebas de accesibilidad web

A día de hoy, uno de los temas candentes es la accesibilidad web. Es muy importante cubrir una serie de puntos y reglas que nos permitan ofrecer un portal o una web accesible para todo el mundo y que se pueda usar por personas con un tipo de discapacidad de cualquier tipo.


Habitualmente, cuando hablamos de revisiones de accesibilidad, tenemos dos variantes:
  • Revisión automática: en la que con una aplicación informática analizamos el código y se devuelven de manera automática una serie de informes que anotan o agrupan los fallos encontrados. Uno de los portales más conocidos que aportan este tipo de pruebas es este: http://www.tawdis.net
  • También existe una revisión manual: en la que entrarían una serie de pruebas de accesibilidad que se hacen con diferentes escenarios con diferentes circunstancias que agrupan ayudas específicas para diferentes discapacidades e interactúan con distintos navegadores.
Lo ideal para la realización de unas buenas pruebas de accesibilidad es la combinación de ambos, ya que se tiene que contar con la experiencia de los usuarios que pueden observar dificultades que se encuentran algunos usuarios (edad avanzada, discapacidad visual, auditiva…) y lo que ofrecen estos portales que revisan la aplicación desde el código para facilitar una serie de reglas a cumplir.

Lo ideal es que contemos con grupos de personas con diferentes discapacidades y nos puedan apoyar en las necesidades que buscan ellos y las que no cumple nuestra página web, pero como esto suele ser complicado, lo más sencillo es simular escenarios que nos ayuden a comprender esas necesidades.

El último paso que deberíamos de cumplir es la realización de una revisión de código HTML y CSS que evitará muchos errores relacionados con la accesibilidad.

Una vez que hemos realizado estas pruebas, debemos de ponernos como meta el cumplir las pautas de accesibilidad al contenido web (WCAG) que nos guiará a la hora de optimizar nuestro diseño a uno accesible y que reducirá las barreras a la información.

Estas pautas tienen tres niveles, que son los siguientes:
  • Prioridad 1: Son aquellos puntos que se tienen que cumplir para que ciertos grupos de usuarios no podrían acceder a la información del sitio web
  • Prioridad 2: Puntos a cumplir ya que si no sería muy difícil acceder a la información para ciertos grupos de usuarios
  • Prioridad 3: Aquellos puntos a cumplir para que algunos usuarios no experimenten ciertas dificultades de acceso. 
Una vez que tenemos cumplimentados estos tres niveles, aparecen ciertas conformidades:
  • Conformidad A: los puntos del nivel 1 están satisfechos.
  • Conformidad AA: Los puntos de prioridad 1 y 2 están cubiertos.
  • Conformidad AAA: Están cubiertos los tres niveles de prioridad.
Cumpliendo estos niveles y estas conformidades, la guía de pautas nos explica que puntos realizar para que la accesibilidad y el diseño vayan a la par. La idea es que la accesibilidad sea cubierta desde diferentes situaciones.


Cada día más, este tipo de pruebas, pautas y conformidades a cumplir son más importantes y sí que es cierto que, navegadores, sistemas operativos y demás aplicaciones que utilizamos, desde hace muchos años, tienen muchas reglas y opciones de accesibilidad, pero aún tenemos mucho terreno por andar en este nivel, sobre todo en aplicaciones móviles y en páginas web. Es un punto que creo, debería de explotarse más y poder eliminar todo tipo de barreras para distribuir y alcanzar la información por y para todas las personas.

¿Hablamos?

Cuéntanos como ayudarte

Si quieres más información sobre lo que hacemos, necesitas ayuda o quieres hablar con nosotr@s, solo tienes que ponerte en contacto.

Dirección:

Spaces Río Madrid - Calle de Manzanares, 4

Email:

hola@qalovers.com

Teléfono:

(+34) 648 961 876