29 de septiembre de 2014

Apostar por testing, garantía de futuro.

A día de hoy son cada vez más las empresas que deciden, y sobre todo, quieren a un tester en sus equipos de desarrollo, algo que hace un tiempo no era tan fácil de ver.



¿Porqué este cambio de tendencia? Muy fácil: el usuario cada día se hace mas especializado.
Ahora uno sabe exactamente lo que quiere y más si paga por ello y si ofrecemos un mal producto, la opinión negativa saldrá hasta de debajo de las piedras. Buena "culpa" de ello tienen las redes sociales y la repercusión que damos ahora mismo a estas, pudiendo "destrozar" un producto en cuestión de horas.

Las empresas están cada vez mas preocupadas de las redes sociales, de las opiniones, del mundo digital en general y se aseguran de que lo que lanzan al mercado funciona exactamente como debería, sin dejar cabos sueltos y  la persona que se encarga de ese correcto funcionamiento es, por supuesto, el tester.

La figura del tester está tomando una importancia increíble y es rara la empresa o equipo de desarrollo donde no se encuentre y forme parte del ciclo de vida de la aplicación.

Hay infinidad de ejemplos de empresas en las que encontramos un ciclo basándose en pruebas, comenzando por las unitarias, de integración, de sistemas y acabando por las de regresión, asegurándose que a cada paso que se da hay una o más pruebas comprobando el correcto funcionamiento de su aplicación. Asegurándose de que al usuario final le llega un producto de calidad.

Una empresa que trabaja de esta manera se está asegurando el éxito, obteniendo además la satisfacción de que su aplicación es de una muy buena calidad, teniendo opiniones muy positivas, haciendo que el boca a boca le garantice más ventas y por lo tanto unos mayores ingresos.

La figura del tester, a pesar de que hace unos años no se consideraba tan importante, es a día de hoy una profesión muy demandada, pudiendo ser decisiva en la vida de una aplicación lanzada al mercado y que esta sea más o menos larga. Si el tester es inexistente, la aplicación fracasará rotundamente y si hay una buena planificación de testing, la aplicación será de las mejores valoradas del mercado (siempre y cuando la aplicación tenga una funcionalidad que atraiga a los usuarios. Los tester somos buenos, pero no hacemos milagros).

En mi opinión, el testing es garantía de éxito para la empresa y para los proyectos que aborde. Si de verdad queremos que la repercusión empresarial sea importante, o sea hace un buen conjunto de pruebas o lamentablemente, el fracaso está garantizado.

¿Hablamos?

Cuéntanos como ayudarte

Si quieres más información sobre lo que hacemos, necesitas ayuda o quieres hablar con nosotr@s, solo tienes que ponerte en contacto.

Teléfono:

(+34) 648 961 876

(*) Pulsando el check estas aceptando la Política de Privacidad